4 sencillos consejos para fotografiar niños pequeños

4 sencillos consejos para fotografiar niños pequeños

1 3519
Fotografía de un bebé que representa uno de nuestros consejos para fotografiar niños
Fotografía: _nezemnaya_

Angel Carrera – Hoy hemos conocido que febrero es el mes del año con menos nacimientos, así que hemos decidido estrenarlo con un post dedicado a los padres con algunos consejos para fotografiar niños pequeños. Aunque pueda parecer lo contrario, fotografiar niños es una de las tareas más complicadas que existen. También, una de las más agradecidas, sobre todo si el protagonista es tu propio hijo. En caso contrario, siempre que saques una foto a un menor debes tener la autorización expresa de sus padres o tutores.

Después de una observación exhaustiva en las relaciones “padre – hijo – cámara” hemos observado que existen dos tipos de padres: los que cuando pierden el teléfono móvil pierden con él todas las fotos de su hijo y aquellos que, conscientes de que cada momento de su hijo es único e irrepetible, siempre tienen su cámara fotográfica a mano para inmortalizar cualquier gesto, mirada o hazaña diferente. Si eres de estos últimos, aquí van nuestros consejos para fotografiar niños pequeños y no morir en el intento:

Cuidado con el sol

Si partes de la base de que la fotografía es el arte de grabar la luz sería lógico pensar que el sol es siempre tu mejor aliado, pero éste es en ocasiones un arma de doble filo que puede arruinar fácilmente toda la sesión de tu hijo divirtiéndose y correteando por el parque. Si el sol está dando muy vertical, busca o crea zonas de sombra donde la luz no sea tan directa.

Fotografía de una niño que representa uno de nuestros consejos para fotografiar niños
Fotografía: Tessa

Dale algo con que entretenerse

Es muy difícil convencer a un niño de corta edad para que se quede mirando pacientemente un aparato negro que no se mueve, ni habla, ni hace nada y más aún lo es, pedirle que sonría. Por esa razón, para hacer este tipo de fotos, necesitarás no solo mucha paciencia, sino también controlar todo tu entorno.

Antes de empezar sería recomendable que te preguntes cosas como ¿es esa luz incómoda para el niño?, ¿hay una temperatura ambiente agradable?, ¿cuáles son las posibles distracciones para el niño y qué puedo hacer para minimizarlas?. Un truco que siempre funciona, en el caso de los bebés, es colocar su juguete favorito encima de la cámara o sobre tu cabeza si tienes algún ayudante.

Usa diferentes perspectivas

Los niños, por lo general, suelen tener alreadedor todo tipo de colores y formas sugerentes ya sea por la indumentaria o por los juguetes. Busca el color y las diferentes perpectivas que éste nos ofrece. Huye de cualquier fondo o escenario que sabes que a él jamás le llamaría la atención y, por supuesto, no tengas miedo de acercarte a su mundo y fotografiarlo.

Fotografía de un bebé que representa uno de nuestros consejos para fotografiar niños
Fotografía: _nezemnaya_

Permite que tus niños sean niños

Aunque tengas una idea preestablecida de la fotografía que quieres realizar, la cual suele ser amplia sonrisa y mirando a cámara, es recomendable, que les dejes ser ellos mismos. Si ellos están relajados, su expresión será más auténtica y tus posibilidades de captar su esencia se multiplicarán. Esto solo se consigue dejándoles que pasen un buen rato. Tu papel será, únicamente, estar preparado para la llegada de ese momento mágico en el que el niño te regala su mejor sonrisa.

Fotografía de una niña que representa uno de nuestros consejos para fotografiar niños
Fotografía: Quer vida melhor?

Te invitamos a que pongas en práctica estos consejos para fotografiar niños pequeños y compartas este artículo con todos los padres del mundo. Y también, a que nos dejes ver el resultado de tu sesión siguiendo nuestros consejos a través de nuestro canal de facebook. ¡Te esperamos! 😉